Salud RevistaCanal SaludCiencia y Salud
 

Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

Cerebro e idiomas

¿Por qué es más difícil para un adulto que para un niño aprender un segundo idioma?. Un equipo de Investigación americano dirigido por el Dr. Joy Hirsch, acaba de aclararlo, en la revista NATURE. Los adultos que aprenden un segundo idioma tienen zonas separadas en el cerebro, en las áreas de Broca, dedicadas a cada idioma. Por el contrario, los niños, al aprender un nuevo idioma usan la misma zona cerebral de Broca para el nuevo lenguaje. Es decir, que, conforme transcurre el tiempo esas estructuras cerebrales que, al comienzo, pueden acomodar más de un idioma, se hacen más rígidas e inmodificables, por lo que debe establecerse otra estructura diferente para acomodar el aprendizaje de un nuevo idioma.