Salud RevistaCanal SaludCiencia y Salud
 

Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

Regeneración capilar e interacciones celulares

Sabemos que las bacterias “charlan” entre sí, de modo que cuando se multiplican hasta un determinado nivel son capaces de coordinar ciertas acciones. ¿Podría ocurrir lo mismo en las células animales?

Sabemos que las bacterias “charlan” entre sí, de modo que cuando se multiplican hasta un determinado nivel son capaces de coordinar ciertas acciones. ¿Podría ocurrir lo mismo en las células animales? Existen indicios de ello. Recientemente, en un experimento, unos investigadores de la Universidad de California del Sur  arrancaron 200 pelos en ratones, con anestesia, en una superficie específica confinada de su piel. Posteriormente crecieron más de 1000 pelos en su lugar.
 
¿Por qué 1000 en lugar de 200? Parece que los folículos pilosos afectados tras la extracción emiten señales químicas de socorro que las células vecinas reconocen reenviándoles los correspondientes mensajes químicos que consiguen la regeneración de hasta cinco veces la cantidad de pelo extirpado. Más aún, el fenómeno no se produjo cuando se extirpaba el mismo número de pelos, pero en una superficie mayor, de modo que si la extirpación era en una zona de 6 mm de diámetro no existe regeneración en absoluto, mientras que si el diámetro era entre 3 y 5 mm la regeneración respectiva variaba entre los 450 y los 1300 pelos. Los investigadores también detectaron  la presencia específica de niveles elevados de ciertas sustancias químicas que sugieren las células de la piel  se “hablan” entre sí.
 
Más en:
 
http://goo.gl/0OOmnR