Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

Piel biotecnológica

La compañía LifeCell de The Woodlands, Texas, acaba de lanzar al mercado un nuevo producto para reemplazar la piel perdida en los pacientes con quemaduras. Se trata del AlloDerm, un complejo acelular obtenido de piel de cadáveres a la que se le elimina primero la capa superficial, la epidermis, así como los fibroblastos de la dermis, dejando las fibras de colágeno de la matriz dérmica, así como la membrana basal. El producto se vende liofilizado y las pruebas clínicas realizadas han demostrado la inexistencia de fenómenos de rechazo y que, a los quince días de su aplicación, ya existía neovascularización sin procesos inflamatorios acompañantes. Se espera que las ventas en el primer año alcancen los 4 millones de dólares.