Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

Comunicación

Comunicación

Los crecimientos de biocapas resistentes en las grutas prehistóricas no producen daño en los soportes rocosos si no alcanzan un determinado tamaño. Las células bacterianas son capaces de detectar a sus vecinas, para agregarse, por la concentración de unas moléculas denominadas AHL (N-acilhomoserín lactosas). Por ello, una solución que está siendo investigada es la interferir la comunicación celular evitando el crecimiento de las biocapas. Ello se podría conseguir mediante compuestos que bloqueasen o destruyesen las AHL, con lo que las bacterias serían "engañadas" y no se favorecería su agregación.