Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

Vitamina D y contaminación

Nuestros alimentos, salvo la leche fortificada y la yema de huevos, contienen poca vitamina D por lo que es esencial su síntesis a partir del colesterol, con la participación de la radiación solar. En un reciente número de la revista Archives of Diseases in Childhood, realizado en la India se demuestra que en los lugares de mayor contaminación llega menor radiación solar y se favorece la aparición de un déficit en vitamina D.