Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

Tabaco-alcohol: Cánceres

Comienza a aclararse la relación molecular entre tabaco, alcohol y ciertos cánceres como los de cavidad bucal, faringe y laringe. Investigadores de la Universidad de Baltimore han estudiado el efecto del humo del tabaco sobre el gen supresor p53, que es un gen supresor de tumores, de modo que cuando se mutado o modificado, por las causas que sean, se favorece la aparición, entre otros, de esos tipos de cáncer. Estudiados 129 pacientes con tales cánceres se han encontrado mutaciones del gen p53 en el 42 % de los enfermos y las mutaciones eran dos veces más frecuentes entre los fumadores que en los no fumadores. Peor aun, eran 3,5 veces superiores si se sumaba el hecho de fumar y de consumir alcohol por lo que se deduce que el alcohol incrementa el efecto mutagénico nocivo de los componentes del humo del tabaco que provocan las alteraciones del gen p53.