Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

Alzheimer: Estrógenos

En el último número de la revista NEUROLOGY, un grupo de investigadores médicos americanos multicéntricos, tras el seguimiento detallado clínico detallado de 472 mujeres, durante 16 años, han señalado la existencia de una relación entre estas dos circunstancias. En efecto, las mujeres que, tras la menopausia, como tratamiento coadyuvante, reciben una terapia hormonal sustitutiva de estrógenos han mostrado una reducción de más del 50% en el riesgo de contraer la enfermedad de Alzheimer. Hay que recordar que, recientemente, otros científicos también han descubierto la existencia de otras dos sustancias que reducen ese riesgo: se trata de la vitamina E, antioxidante, y de ciertos fármacos antiinflamatorios no esteroides, como el ibuprofen. Todo ello, sin duda, permitirá investigar, con más profundidad, la razón molecular de estas acciones, lo que hará desarrollar, dentro de lo posible, una verdadera prevención de la enfermedad.