Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

Música como ayuda para la recuperación postoperatoria en adultos

La prestigiosa revista médica The Lancet ha publicado una revisión sistemática al respecto con meta-análisis realizada por los investigadores Jenny Hole, Martin Hirsch, Elizabeth Ball y Catalina Meads

La prestigiosa revista médica The Lancet ha publicado una revisión sistemática al respecto con meta-análisis realizada por los investigadores Jenny Hole, Martin Hirsch, Elizabeth Ball y Catalina Meads 
 
RESUMEN
 
La música de fondo es una intervención no invasiva, segura y de bajo costo que se puede usar fácilmente y con éxito. Se ha realizado una revisión sistemática con meta-análisis para evaluar si la música mejora la recuperación después de los procedimientos quirúrgicos.
 
MÉTODOS
 
Se incluyeron ensayos controlados aleatorios (ECA) de pacientes adultos sometidos a procedimientos quirúrgicos, con exclusión de aquellos que involucran al sistema nervioso central o de cabeza y cuello, publicados en cualquier idioma. Se incluyeron ECA en los que se usaran cualquier forma de música antes de iniciarse, durante o después de la cirugía, comparando los resultados con la atención estándar u otras intervenciones no farmacológicas
 
Para localizar los ECA se realizaron búsquedas en MEDLINE, Embase, CINAHL y Cochrane Central. El metaanálisis se realizó con RevMan (versión 5.2) y tras identificar 4261 títulos y resúmenes sobre la materia se incluyeron 73 ECA en la revisión sistemática, con un tamaño individual que varíaba entre 20 y 458 participantes.
 
La elección de la música, el momento de su audición, modo de escucha (auriculares o no), su duración, etc. Fueron variables.
 
RESULTADOS ESTADÍSTICAMENTE COMPROBADOS
 
La música reduce el dolor postoperatorio, la ansiedad, el uso de analgesia e incrementa la satisfacción del paciente, aunque no tiene influencia sobre la duración de la estancia hospitalaria.
 
Los análisis de subgrupos mostraron que la clase de música escogida y el momento de audición varían poco los resultados obtenidos.
 
La música fue eficaz incluso cuando los pacientes estaban bajo anestesia general.
 
CONCLUSIÓN
 
La música podría ofrecerse normalmente como una manera de ayudar a los pacientes a reducir el dolor y la ansiedad durante el periodo postoperatorio. Su duración y modo de ofrecerla se puede adaptar a los entornos clínicos y médicos particulares.
 
Artículo original:
 
http://goo.gl/kw7hDr: