Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

Pitones

La serpiente pitón burmesa Molurus bivittatus, de gran tamaño, podría servir para sanar nuestros corazones enfermos. El equipo de una científica chilena, Cecilia A. Riquelme, que está haciendo una estancia investigadora en Estados Unidos, observó que estas grandes serpientes presentan un incremento enorme de su masa cardíaca tras una gran comida y han encontrado que ello se debe a ciertos ácidos grasos que provocan la hipertrofia de las células cardíacas, no su proliferación, así como un aumento de la enzima superóxido dismutasa cardioprotectora. Una preparación de esos ácidos también ha mostrado el mismo efecto sobre las células cardíacas humanas lo que podría tener una utilidad médica. El trabajo lo publica SCIENCE.

Más en:
http://www.ophidia.es/fipythonmolurusbivittatus.htm