Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

La nube de Oort. ¿Invisible?

La nube de Oort (también llamada nube de Öpik-Oort, en honor a Ernst Öpik y Jan Oort) es una nube esférica de objetos transneptunianos. Su existencia es hipotética, ya que no ha sido observada directamente. ¿Por qué?

La nube de Oort (también llamada nube de Öpik-Oort, en honor a Ernst Öpik y Jan Oort) es una nube esférica de objetos transneptunianos. Su existencia es hipotética, ya que no ha sido observada directamente. ¿Por qué?
 
Se encontraría en los límites del sistema solar, casi a un año luz del Sol. El borde distante de la nube de Oort podría estar unas 100.000 veces más lejos del Sol que la Tierra, más de un tercio del camino hacia su vecino estelar más cercana, la Próxima Centauri, que es la estrella más cercana a nuestro Sistema Solar.
 
Aunque se conocen otras dos acumulaciones conocidas de objetos transneptunianos, el cinturón de Kuiper y el disco disperso, están situadas unas cien veces más cerca del Sol que la nube de Oort.
 
La nube podría albergar entre uno y cien billones de objetos, trozos de roca y hielo, siendo su masa unas cinco veces la de la Tierra, enviándonos de vez en cuando algún cometa.
 
Allí, la fuerza gravitacional de otras estrellas e incluso de la Vía Láctea es mayor que la del sol. Estas influencias pueden a veces golpear a objetos de la nube de Oort desviándolos de su curso hacia nuestra dirección, convirtiéndose en cometas. De hecho, la necesidad de existencia de una fuente de los cometas de largo período “cuerpos que nos pasan menos de una vez cada 200 años” es la única evidencia que tenemos de la existencia de la nube de Oort, una evidencia, pues, meramente circunstancial.
 
La nube de Oort podría incluso constar de dos partes. En 2003, Mike Brown, del Instituto de Tecnología de California en Pasadena y sus colegas, observaron un planeta enano, llamado Sedna, balanceándose en una órbita altamente elíptica llegar a cerca de 1000 veces la distancia Tierra-Sol. Eso dio apoyo a su idea de que dentro de la carcasa exterior esférica de la nube se encuentra un disco de objetos en el plano de nuestro sistema solar, conocida como la nube de Hills.
 
En todo caso la comprobación directa de la existencia de la nube de Oort se está intentando desde que gracias al telescopio PAN-STARRS1 de Hawaii, el 4 de agosto 2013 se pudo observar un objeto aparentemente asteroidal, llamado C/2013 P2 Pan-STARRS, que, tras ser estudiado, se determinó que procedía de la Nube de Oort
 
Más en:
 
https://goo.gl/T2VGDz