Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

Fructosa. Gota

La presencia del edulcorante fructosa cada vez es más frecuente en la industria de la bebida y la alimentación. Diversas investigaciones vienen alertando sobre las posibles complicaciones que de ello se pueden derivar. Ahora, en revista JAMA, aparecen los resultados derivados del Nurse Health Study, un estudio prospectivo americano realizado durante 22 años sobre unas 80.000 enfermeras, en relación con los riesgos de sufrir la enfermedad de la gota. La conclusión es la de que el consumo de bebidas carbónicas y de naranjadas con adición o alto contenido de fructosa aumenta el riesgo de sufrir gota.