Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

Nanoparticulas de antioxidantes inyectadas protegen contra los efectos de las lesiones

Así lo indica una nota de prensa de la Universidad de Rice, precisando que científicos de la Universidad de Rice, del Colegio Baylor de Medicina y de la Facultad de Medicina de la Universidad de Texas en Houston han verificado sus anteriores descubrimientos

Así lo indica una nota de prensa de la Universidad de Rice, precisando que científicos de la Universidad de Rice, del Colegio Baylor de Medicina y de la Facultad de Medicina de la Universidad de Texas en Houston han verificado sus anteriores descubrimientos de que racimos (“clusters”) de PEG-HCCs, es decir de carbono hidrofílico-polietilen glicol pueden frenar rápidamente el proceso de sobreoxidación que causa daños en los primeros minutos u horas después de una lesión.
 
Las pruebas revelaron que una única nanopartícula puede catalizar rápidamente la neutralización de miles de  moléculas peligrosas de especies reactivas de oxígeno que se sobreexpresan por las células del cuerpo en respuesta a una lesión. Estas especies reactivas pueden dañar las células y causar mutaciones, pero la combinación PEG-HCC parece tener una enorme capacidad para convertirlas en sustancias menos reactivas. Los investigadores postulan que una inyección de PEG-HCC, tan pronto como sea posible después de una lesión, como una lesión cerebral traumática o un accidente cerebrovascular, podría reducir muy eficazmente el posible daño cerebral.
 
Más en:
 
http://news.rice.edu/2015/02/09/nano-antioxidants-prove-their-potential-2/