Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

En las grandes ciudades la luz activa los contaminantes químicos

La combustión de los automóviles, la actividad industrial, los incendio, etc. producen óxidos de nitrógeno. En una reunión de la American Chemical Society celebrada en Boston

La combustión de los automóviles, la actividad industrial, los incendio, etc. producen óxidos de nitrógeno. En una reunión de la American Chemical Society celebrada en Boston, en las sesiones del  17 de agosto el químico Jamie Donaldson  de la Universidad de Universidad de Toronto ha presentado sus investigaciones de la influencia de la luz solar sobre ese tipo de  materiales de suciedad urbana, de hecho hace reciclar estos compuestos y traerlos de vuelta en el juego activo en la atmósfera.

Estos compuestos reaccionan con la luz solar y el aire para formar ozono el ingrediente principal en el smog o niebla contaminante. Y ciertos derivados del nitrógeno llamados nitratos también se depositan en edificios y otras superficies de la ciudad. Los científicos pensaban que ese era el final de la historia, pero Donaldson y su equipo han encontrado que la luz solar interactúa con los nitratos atrapados en la mugre, y los hacen pasar al aire, donde puedan contribuir al smog, es decir, que la suciedad no es tan inerte como pensábamos que era.

 

Más en:

http://goo.gl/y4fwAz