Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

Fuente neutrónica IPNS

La falta de presupuestos de mantenimiento adecuados puede hacer peligrar la utilidad de las grandes instalaciones científicas. Por ejemplo, la más poderosa fuente de neutrones en EE.UU. es la IPNS, en Illinois, con una gran eficacia para estudiar estructuras de sólidos y de líquidos, por lo que tiene una larguísima lista de espera de científicos que desean trabajar con ella. Sin embargo, permanece inactiva casi la mitad del tiempo posible en que podría operar debido a que, si llegase a su capacidad máxima de 32 semanas/año, supondría un costo adicional de mantenimiento de 4 millones de dólares de los que se carecen actualmente.