Ciencia y salud

Por José Antonio Lozano Teruel

Actividad sexual de calamares

Investigadores australianos de la Universidad de Melbourne han encontrado las primeras pruebas de la peligrosa fogosidad sexual de algunos calamares machos gigantes que, con más de 15 metros de longitud, suelen vivir a profundidades de 500 a 1000 metros bajo la superficie del mar. Cuando quieren copular golpean e hieren a las hembras con sus grandes penes musculares erectos de más de un metro de longitud y les inyectan bajo presión hidráulica el esperma bajo la piel, en sus grandes brazos ventrales. Los espermatoforos, que es el esperma encerrado en una cápsula, suelen tener longitudes de 11 a 20 centímetros.